Capitán Garra 2 de José Gai visto por Hervi

 

Cap Garra 2017

 

Esta fue la presentación que el humorista gráfico Hernán Vidal, Hervi, hizo del segundo volumen de Capitán Garra de José Gai, en el lanzamiento del pasado 28 d espetiembre  en la Librería TXT de Santiago.

POR HERNÁN VIDAL.

Se podría decir que José Gai ha “incursionado” en muchos oficios, desde el periodismo hasta el cuento y la novela, pasando por el humor deportivo, político, la pintura, la novela gráfica y varios etc. Pero estaría mal dicho, pues más que “incursionista”, que suena más bien a aficionado, José es un avezado “excursionista”, un explorador ávido de conquistar esos nuevos territorios y dominarlos a fuerza de empeño y trabajo arduo. En cada una de estas labores ha dado pruebas contundentes de ser un profesional de primer orden.
Baste mencionar algunos ejemplos: sus novelas “Las manos al fuego” y “Los Lambton”, premiadas y alabadas por la crítica; sus cuentos reunidos en “El veinte”, que se usan como modelo en talleres literarios; sus conocidas tiras cómicas deportivas que consagraron en el recuerdo a un famoso entrenador de fútbol; sus viñetas de humor literario o político; el trabajo diario de humor de actualidad en un periódico nortino. Y, desde luego, esta tremenda obra que mezcla sus habilidades de narrador y dibujante, la trilogía con las aventuras y desventuras del “Capitán Garra”.

 

Football
En esta segunda parte de la trilogía, seguimos desde la privilegiada ubicación de lector asiduo y adicto a la literatura gráfica, la odisea de Joaquín García a través de Chile, en busca de una muy justificada venganza.
La rigurosa documentación histórica de esta obra nos recuerda a grandes autores como Jacques Tardi, un historietista francés que se toma la mayor parte del tiempo en el preámbulo investigativo antes de comenzar el trabajo sobre papel.
Vemos en José esa honestidad creativa que lo lleva a la búsqueda periodística de lo posible por desentrañar de nuestra historia, en las páginas amarillentas de antiguas publicaciones. El trabajo detectivesco que lo apasiona es usado aquí para recopilar datos importantes que sostienen la aventura. Los giros ocultos y sorpresivos que vimos en su novela negra, se reflejan esta vez en la escenografía, en el paisaje de fondo en el que se teje la trama.

mapuche cap garra 2
El deambular por lugares del norte y del sur que uno conoce de cerca, y que aparecen con nombre, apellido y representación gráfica retrospectiva, nos hace caer en una nostalgia sorpresiva: allí donde estuvimos pasaron cosas, algunas de ellas atroces.
Esto es otro de los valores destacables de esta obra: una forma de comunicación de lo que ocurrió en ese período turbio de la patria, embarcada en dos guerras simultáneas, la del norte con nuestros actuales vecinos, y la del sur con los habitantes originarios. Nos damos cuenta del tinglado escenográfico con que grupos de poder han movido los hilos de la historia, trapacerías de la peor calaña para mover ejércitos y perpetrar mega despojos.
Y también la miseria humana de los participantes, entre los que se cuenta el mismo protagonista. No es el héroe inmaculado de las historietas de superhéroes norteamericanos. Tiene sus debilidades, sus cambios de giro, sus acomodaciones a las circunstancias. Su grado de capitán es conseguido por amistad. Sus antiguos compañeros de lucha en la guerra del Pacífico tornan en bandidos y comerciantes inescrupulosos. De militar implacable llega a ser instructor de milicias armadas. En fin, como en la vida misma, nada es blanco y negro, salvo los dibujos, a lápiz de grafito esta vez, en lugar de las medias tintas de la primera entrega. En esto cabe mencionar como un creativo hallazgo gráfico, el recurso del estampado de una textura para señalar los “racontos” dentro de la narración.

 

mapuche cap garra
Y este bordado de acontecimientos que le suceden al capitán Garra y su amigo chino pasa a ser una metáfora de la realidad contemporánea: aún están vivos los odios de los vencidos, todavía siguen abiertas las heridas de aquellos días oscuros de robos, despojos, abusos, de genocidio. Siguen siendo la avaricia y el desprecio por los seres humanos las causas principales de las guerras y las escaramuzas geopolíticas. Aún sirven los disfraces que proveen la patria, la política, la religión, para cambiar a los dueños de la geografía. Y siguen siendo los chinos los más astutos de la historieta, y de la historia.
Gracias José Gai por esta segunda entrega, esperamos ansiosamente la tercera parte de la trilogía.  Esperamos disfrutarla, si Donald Trump no dispone otra cosa.

468 ad

Leave a Reply