El secreto mejor guardado del cómic chileno. Parte 2: Juan Santapau

banner 2014 blogger-2

POR CARLOS REYES G.

El talento que Juan Santapau ha venido desplegando en secreto en su blog Los Nudos secretos  me sorprendió. Su escritura precisa, sus provocativas ideas y su dibujo que dialogan en una perfecta simbiosis en sus páginas de historieta se agradece.  Hace rato que quería sentarme a charlar con él. La conversación resultante, que al fin pueden leer, confío en que les animará a conocer su trabajo mientras esperamos pronto una publicación que fije sus páginas en el tiempo y el espacio.

Bienvenidos al universo más refrescante de la historieta chilena y el segundo de los secretos mejor guardados del arte de las viñetas que me he propuesto mostrarles, de ahora en más, en esta nueva serie de entrevistas. 

Puedes ver el Primer Secreto AQUÍ.

ursula
Página de CÓMO OLVIDAR A ÚRSULA MILLER

 

– Juan, Los nudos secretos son casi como pequeñas fábulas que siempre lindan casi siempre con algún elementos fantástico que me recuerdan lejanamente a esa historias que Neil Gaiman desplegaban en The Sandman como cajas chinas dentro de sus historietas.

– El punto en común probablemente es que me interesa la clase de ficción donde lo fantástico funciona con mucha permisividad y pocas reglas. Esto está en la obra de Gaiman pero también viene para mí de escritores como Borges y Julio Cortázar, de Ítalo Calvino y de algunos autores japoneses. Posiblemente en Latinoamérica tenemos especial cercanía con esta forma de lo fantástico que está definida por el narrador en función de temas alegóricos o emotivos más que como construcción de un mundo concreto. Cuando uno lee El Aleph, es irrelevante cómo llegó ese objeto imposible al sótano donde lo encuentran, o cómo funciona exactamente, porque la atención está puesta en otra parte, en el mundo privado de los personajes. Si te fijas es una historia que es especialmente micro cósmica, está narrada con muchos detalles cotidianos y pequeños, aunque supuestamente se trata de un escritor que encuentra un punto de observación maravilloso y total del cosmos. Esa forma de narrar, medio paradójica y medio alegórica debe ser bien de acá y es algo que se aleja de mucha ficción en lengua inglesa, contar historias fantásticas como si uno cantara una canción o contara un chiste, más que armando un manual de cómo funciona el mundo, a la manera de Tolkien.

un-libro-peligroso
Una muestra de UN LIBRO PELIGROSO: Santapau conoce a Lovecraft.

 

– Entonces… ¿Lo fantástico como pretexto o centro generador?

– En Los Nudos Secretos hay un poco de ambos aspectos, a veces por algún tema que está tratado alegóricamente, como esta historia que insinúa cosas muy oscuras en la forma de una especie de cuento de hadas, y en otras ocasiones, la mayoría de hecho, porque ha sido parte de la idea inicial: ya sabemos que un clásico punto creando historias es preguntarse “qué pasa si”. Frente a eso uno sólo tiene los límites que se haya fijado de antemano: de género, de tono. Y cuando estás trabajando un estilo de ficción más bien surrealista hay mucha libertad al respecto.

– Tus historietas son siempre breves y lo que cuentas en ellas son ideas de gran originalidad. Presiento que te demoras más en pensar, en crear los guiones que en dibujarlos ¿Me equivoco?

– Me complico más y hago más cambios en los textos que en el dibujo justamente porque son historias contadas en pocas viñetas y a veces con mucha “compresión”. A la vez he tratado progresivamente que el dibujo no sea una complicación adicional para el lector, por eso estoy usando en general una malla regular de cuadros y no una diagramación sofisticada. Me he dado cuenta que hay como una atención limitada que uno debería dedicar a un cuadro o a una página y que finalmente incide mucho en el tiempo y el ritmo con que se lee un cómic. Está bien que un cómic se considere, con admiración, “una obra de arte”, pero uno no debería quedarse pegado cinco minutos en una página porque no sabes en qué orden se leen los globos o las viñetas. Personalmente me gusta más que el desafío esté en lo que se dice por sobre el estilo.

expertos-01

La primera página de EXPERTOS NO TRADICIONALES

– Ya dijimos que a menudo hay elementos fantásticos en tu trabajo, pero me gusta mucho que sin embargo jamás descuidas el lado emotivo ¿Piensas que esa carga es vital para conectar con el lector, lectora?

– Definitivamente. Si no hay identificación con las emociones o las reacciones de los personajes en la historia, entonces estás leyendo una crónica fría histórica de cosas que apenas te importan, o un manual. Para mí la ficción tiene que ver con las cosas que hacemos y sentimos, independiente de si en el relato hay elementos fantásticos o no. Incluso en franquicias de fantasía bien conocidas, pensemos en los X-Men por ejemplo, donde la premisa no es sólo que sean personas con una gama de poderes fantásticos, lo que le da vida a esa historia es que son jóvenes, van a una escuela, el resto de le gente les teme y los persigue. Eso es algo con lo que podemos empatizar o que podemos ver de distintas perspectivas, como adultos también hay una lección ahí: los jóvenes siempre han sido vistos con desconfianza, independientemente de qué nombre le pongamos a su generación. A la vez me acuerdo de algo que decía Richard Linklater en el tiempo de sus películas de “antes / después del amanecer” etc., cuando le criticaban que sus guiones consistían en gente hablando todo el rato. Él decía que eso es justamente lo que hacemos la mayor parte del tiempo, no andamos corriendo arriba de autos con pistolas en las manos, nuestra narrativa humana se resuelve en diálogos y reacciones. Nuestra “acción” en el mundo de todos los días está compuesta principalmente de emociones. Ahora, a mí me divierte igual que a todo el mundo ver historias de gente peleando con katanas en azoteas, es sólo que no creo que eso deba acaparar el cien por ciento, ni mucho menos, de ningún medio.

miranda-esp-02MIRANDA.

 

– ¿Sientes que estás creando historietas que se alejan un poco de las que habitualmente se producen en Chile o te sientes cerca de algún otro autor o creadora local?

– La verdad es que no tengo una visión tan completa de lo que se está haciendo –y siguen apareciendo muchos proyectos nuevos- como para identificar una corriente y ver si estoy dentro, al margen o fuera de ella. ¿Quizás tú alcanzas a distinguir si hay un estilo nacional, o nichos que no se estén cubriendo? Mi impresión es que hay bastante movimiento y diversidad en los autores que editan o se difunden online.

– Sí. Percibo que estás efectivamente en un espacio muy particular dentro de un momento de gran diversidad creativa de la que eres claramente parte.

– Yo lo veo como algo muy positivo que hace que incluso quienes no leen cómics frecuentemente los encaren sin tantas preconcepciones. Es también un entorno que ha instalado novelas gráficas en las vitrinas de las librerías, y qué bueno es ver eso.

– Los nudos secretos están llenos de pequeñas referencias literarias, cinematográficas ¿Es una ventaja que el creador de cómic sea alguien culto?

– El mundo del arte, los libros, las películas de autor se ve bien distinto dependiendo de los referentes que tengamos y del filtro que le pongamos. Puede ser esnob y latero si la imagen es la de un señor, sentado un domingo, tapado detrás de las páginas del suplemento de cultura del Mercurio, pero también es un grupo de gente que se junta a ver películas de Dario Argento o llena un parque para ver a Peter Greenaway pelando el cable re-mezclando escenas en vivo, y también es el mundo del arte y la cultura callejera. A mí lo que me pasa es que estas cosas me dan más ideas para cómics que los cómics mismos. El comic Simon por ejemplo, sobre un gigante que tiene una cita con otra persona que considera su igual, se me ocurrió viendo un mural. Para qué decir, las películas: mientras más silencios y espacio te dan para pensar, más potencial tienen como motores de ideas, creo.

simon
LA PRIMERA PÁGINA DE SIMÓN.

 

– En ese sentido en que veo que tu trabajo se acerca a la estética a la de un cómic más alternativo que mainstream. Independiente de si estás o no tratando con algún editor… ¿Sientes que tu trabajo conecta bien con alguna editorial chilena?

– La respuesta es similar a la anterior sobre la creación nacional, estoy en la pega de reconocer el medio y ver cómo encajo ahí. Si recogemos mi trabajo en los Nudos Secretos, el formato que se perfila es parecido al de un libro de cuentos con un eje temático, algo que siempre va a ser una apuesta con un autor nuevo. Por otra parte las narraciones breves dejan ver rápidamente si un autor te interesa, ¿verdad?

vida-kaiju

página de LA VIDA KAIJU

– Puede ser. No lo había pensado así. Llevas trabajando en silencio hace un buen rato publicando tus historietas en internet en español, inglés y portugués, y sé que tu trabajo ha impactado mucho más fuera de Chile que acá…

– Como mi casa central de operaciones es mi web en inglés, he tenido la suerte de tener hartas y buenas reseñas de algunos sitios importantes de comics más bien mainstream, como The Beat, Comics Alliance o el sitio de fantasía y ciencia ficción Io9. Participando en algún foro de Warren Ellis logré que se refiriera muy positivamente mis historias -si consideramos ser considerado demencial por un autor favorito como algo positivo– y alguna vez pasó que el escritor Jonathan Carroll recomendara uno de mis cómics. Un editor Brasileño me invitó a participar de un proyecto de traducciones de webcómics que estaban en inglés, con la idea de armar un portal con sus favoritos para lanzarlos al público en Brasil, pero el formato de portal de webcomics siempre ha encontrado dificultades en el camino, o eso es lo que se ha visto hasta ahora.

LOS DESAPERCIBIDOS
LOS DESAPERCIBIDOS 

Más que por un asunto idiosincrático o estilístico, me vi relacionado con sitios y autores anglo-parlantes por involucrarme directamente en sus redes y foros, y porque algunos de esos primeros webcómics que yo vi, en inglés, fueron la inspiración para mis experimentos iniciales. Al mismo tiempo me fui olvidando de mantener actualizada una traducción local, e incluso cuando lo hice, las visitas ni se acercaban en cantidad. Mientras tanto fueron surgiendo o se fueron haciendo más populares varios webcómics nacionales, pero esta fue una escena en la que nunca participé.
Actualmente mi página en inglés genera una interacción directa con algunos lectores y algún dinero a través de Patreon (una excelente solución a un nivel donde los avisos o las ventas digitales nunca han dado mucho) y es la base que me ha dado la confianza para desarrollar una suerte de estilo y trabajar temáticas particulares. Ahora la motivación es darle algún vehículo físico a estas historias, especialmente si eso las pone a disposición de nuevos lectores.

El secreto mejor guardado del cómic chileno. Parte 1

468 ad

Leave a Reply