La historieta bélica en Chile.

La guerra en la historieta chilena.

La historieta bélica en Chile.

Las revistas de guerra o temas bélicos son sin duda apasionantes y por alguna extraña razón los asociamos a la Segunda Guerra Mundial y especialmente a las batallas o lucha de la infantería. Por lo anterior, tratare de hacer un esquema de las revistas con contenido dedicado al tema y la mención de algunos personajes internacionales del citado genero que han estado presentes en revistas editadas en el país, excluyendo las revistas extranjeras que circulan o circularon en Chile.

Sin perjuicio de lo expuesto, tratare como temas bélicos o de guerra no sólo la Segunda Guerra Mundial, sino todas las guerras del siglo pasado y algunas clásicas batallas o hechos de guerra de siglos anteriores e incluso algunas menciones a guerras futuras, por la calidad de sus autores. Se excluyen el espionaje, las guerras en el Oeste, combates marinos en siglos anteriores al XX y las relacionadas con la historia de Chile, que tratare en temas aparte.

Las primeras historietas de guerra en Chile

Es preciso manifestar que en Chile no existe una historieta de guerra que podría llamarse pionera, pero si existen algunos ejemplos en estilo folletinesco, generalmente sin bocadillos, sino que con texto al pie del dibujo, en revistas que inicialmente mantenían un porcentaje mayoritario de cuentos o novelas continuadas y sólo a mediados del siglo XX son verdaderas revistas de historieta, con gran número de series en folletín en sus paginas, hasta llegar a uno o dos protagonistas fijos por número. Entre estas revistas, para nuestros efectos, cabe destacar:

Ya en 1948, un joven Themo Lobos consigue con el Subdirector de ?La Nación? publicar dos tiras diarias en la sección avisos económicos. Una de ellas es ?Homero, el piloto?, la que mantiene por muchos años. La mencionamos por el tema, sin ser una serie de guerra.

La revista ?Okey?, de Zig Zag, desde 1949 en adelante fue una de las revistas de historietas más destacadas, con más de 850 números, acogiendo a creadores chilenos y series extranjeras, primero en su etapa en blanco y negro, más un color café claro, con formato mayor al tradicional de las revistas, 36 x 21 centímetros, y luego de casi 800 números cambiaría a color, con 32 paginas y formato que se haría casi uniforme de 26 x 18 centímetros. En estilo folletín publico historietas extranjeras, probablemente inglesas en su mayoría, como ?El avión X?, en 1949 o series como ?Tormenta sobre un trono? que continua en ?La redención del pueblo?, entre 1954 y 1955, años de Guerra Fría.

Destacamos, pese a su carácter humorístico, ?El conscripto Videla?, de Lugoze, desde los primeros números.

?El Peneca?, de Editorial Zig Zag, que circulo con gran éxito entre 1908 y 1960, con más de 2800 números, acogió múltiples historietas y adaptaciones de novelas y cuentos. Como historietas bélicas publica a principios de los 50 una serie sobre ?Claudio Terán, As del espacio?, serie anónima, en folletín, sin globos, de un aviador y su grupo, la Escuadrilla Heroica en China, en un conflicto no muy definido, pero con referencia a Corea. A fines de los 50 ?Terry y los piratas?, pero no el original de Milton Caniff, sino de su continuador, George Wonder. También la serie ?Capitán Aguila? (Captain Easy) en la versión de Leslie Turner. Todo ello sin contar múltiples unitarios.

En febrero de 1958 nace ?Pimpinela?, de Imprenta Marinetti, revista de aventuras, a color, en tamaño tabloide y luego formato normal. Colaborador de la revista fue un joven Mario Igor. Destacamos la serie norteamericana de un grupo de aviadores ?Los Halcones Negros?.

La época de oro: Editorial Zigzag.

La Editorial Zig Zag, en 1965, decide probar con las historietas bélicas y lo hace con tres títulos: ?Trinchera?, ?S.O.S.? y ?U2?, que tratan la guerra terrestre, marítima y aérea. Para ello utiliza material preferentemente ingles, mediante convenio con la empresa Fleetway Publications Limited.

Son revistas de 32 paginas, formato 26×18 centímetros, con sus primeros números a dos colores y luego en color, de carácter quincenal. Sus portadas habitualmente no tienen firmas.

Revista ?S.O.S.? trata la guerra marítima, casi exclusivamente en la Segunda Guerra Mundial, incluyendo historias de acorazados, portaaviones, lanchas torpederas, barcos mercantes, submarinos y por supuestos los marinos que los tripulan. No existen personajes fijos y las historias son unitarias, habitualmente una sola por revista, excepcionalmente 2 o 3 historias.

El estilo narrativo es bastante clásico, generalmente los protagonistas son ingleses y, ocasionalmente americanos, en barcos aliados. Los enemigos, alemanes y japoneses, en menor medida, son seres crueles y sin escrúpulos, los que no respetan las reglas de la guerra marítima. El nivel de los guiones y dibujantes es parejo y de buena calidad, sin indicación alguna de sus creadores, lo que se repite, en general, con todo el material ingles.

Por excepción, generalmente en los primeros números, hay material de guionistas y dibujantes chilenos, con historias más cortas, que se caracterizan por ser habitualmente históricas, más objetivas en el tratamiento de los personajes y aún presentan hazañas alemanas. Así el episodio ¡Scapa Flow! que presenta en el N° 8. Son guionistas el chileno Gustavo Arenas y el argentino Héctor Germán Oesterheld. Dibujante Hernán Jirón.

En la revista ?U2? se presenta la guerra aérea, esencialmente en el frente europeo. El personaje principal es Robert Briton, superpiloto de la RAF, que tiene aventuras en casi todos los frentes, incluso como espía, con características de indestructibilidad que lo hacen poco creíble. Uno de los dibujantes era Víctor Hugo Arias, argentino, trabajando como ?negro? para la editorial inglesa, al igual que otros muchos dibujantes.

El resto de los episodios son unitarios, generalmente sobre pilotos de cazas en lucha permanente con los alemanes o de bombardeo en peligrosas misiones para destruir emplazamientos enemigos, casi siempre vitales. Normalmente no hay civiles involucrados y los héroes no presentan problemas psicológicos.

En las primeras revistas, en contratapa, existen notas sobre la aviación por Máximo Carvajal.

Conocemos la existencia de un número especial, el N° 68, de 80 paginas, con dos historias completas y material histórico.

En la revista ?Trinchera?, especializado en guerra terrestre, especialmente de infantería, artillería y blindados, con mayor participación de civiles y episodios en que se muestra con más dramatismo el drama de la guerra, con pueblos y ciudades destruidos, viudas, huérfanos, civiles atemorizados o peleando en grupos guerrilleros contra los alemanes.

Existen más conflictos psicológicos y traiciones, pero los soldados generalmente cumplen con su deber, aún a costa de la vida de los ocasionales protagonistas. Tema frecuente es la enemistad de miembros de un mismo grupo, que generalmente termina con la muerte de uno o ambos, no sin antes haber logrado la amistad o reconciliación en actos heroicos.

Los ingleses generalmente combaten en el desierto africano o en territorio europeo, antes o después del desembarco de Normandía, especialmente de grupos comando. Pocas veces se muestra la derrota inicial y la retirada. En el Pacifico generalmente luchan australianos contra japoneses.

El único personaje fijo es el ?Sargento Ironside?, que se presenta en unos pocos números, pero del cual hablaremos en la revista ?Guerra?, por ser en la que se publicaron sus historias con mayor frecuencia.

En los primeros números existe material chileno, con claro reconocimiento a las hazañas alemanas de comienzos de la guerra y especialmente al zorro del desierto, Rommel. Véanse especialmente los números 3 y 16. Los guiones y dibujos son de Máximo Carvajal, quien además presentaba en contratapa ?Crónicas de Guerra? alternando con Fernando Albornoz.

Conocemos la existencia de un número especial, el N° 77, de marzo de 1969, de 80 paginas, con dos historias completas y material histórico.

Luego de varios años, en agosto de 1969, Zig Zag decide fusionar sus tres revistas de tema bélico en una sola: ?Guerra?, de carácter mensual, con formato 26×18 centímetros, inicialmente de 64 paginas, a 2 colores, negro con rojo anaranjado. Finalmente solo blanco y negro. Luego pasa a 32 paginas, a color, durante la época de Editorial Quimantú.

Mientras se edito por Zig Zag se centro en la Segunda Guerra Mundial, en su aspecto terrestre (infantería, artillería y blindados), marítima y aérea. Se presentaron excelentes series, como ?Ironside?, un rudo sargento norteamericano que lucha en todos los frentes, siendo ejemplo y puntal de sus soldados y en muchos casos de sus jefes; ?Fury y sus Rugientes Comandos?, de la editorial americana Marvel Cómic, con una visión humoristico-heroica de la guerra. La dibujaron, entre otros, Jack Kirby y Dick Ayers. Continúan los clásicos ingleses como el aviador ?Robert Briton?, prontamente sustituido por ?Paddy Payne?, con el esquema de un piloto indestructible, lo que le resta verosimilitud.

Ocasionalmente se historietizan hechos reales y biografías, muy bien documentados y existen además decenas de unitarios, en estilo clásico, privilegiando el heroísmo individual y el cumplimiento del deber, con un marcado menosprecio a los ?nazis? y ?amarillos?. La mayoría del material, como es típico en el mercado ingles, sin firma. Debemos señalar que son muchos los dibujantes españoles, argentinos y chilenos que trabajaron o lo hacen para dicho mercado. Así lo ha señalado en más de una ocasión Máximo Carvajal.

Luego analizar otras revistas de fines de los sesenta y comienzos de los setenta volveremos a revista ?Guerra?, en su etapa Quimantú.

No podemos menos de mencionar, ya que se tratara en el tema dedicado a la historieta histórica, una revista enteramente nacional de Zig Zag, llamada ?Hazañas Históricas? que entre otros, en su número 7, tiene la recreación de Napoleón en Waterloo en el episodio ?La última batalla?, de Vega o en su número 10 ?El fin de un dictador?, con la guerra de la Triple Alianza contra Paraguay, por Juan Francisco Jara.

No nos referimos a revistas como ?Espía 13? y ?Agente Silencio, Aventuras de Marouf?, de fines de los sesenta y principios de los setenta por ser de espionaje.

La Editorial Lord Cochrane, de 1966 a 1968, por convenio con King Features Syndicate, publicó a color, en revistas de 32 paginas, a un clásico que no podemos omitir, por tratarse el tema militar, aunque con gran humor: ?El Recluta?, de Mort Walker, que precisamente se burla de las tradiciones militares.

El gran esfuerzo editorial de Lord Cochrane sería la gran revista ?Mampato?, generalmente de 52 paginas, a color, en formato de 28 x 21 centímetros. El personaje principal es un niño, ?Mampato?, creación de Eduardo Armstrong y Oscar Vega, Oskar, en el dibujo. Pero sería Themo Lobos luego de los primeros números el que lo inmortalizaría en guiones y dibujo. Del personaje podemos destacar una historia ambientada a fines de la Primera Guerra Mundial, que presenta al piloto loco y un aviador alemán.

La revista no presenta narraciones de guerra propiamente tales, pero sí algunas historias con trasfondo en diferentes contiendas. Cronológicamente, de octubre de 1968 a enero de 1978, mencionaremos las siguientes series de tema bélico:

Las historias del aviador Dan Cooper tienen episodios que bordean al tema.

De la serie ?Los Franval? familia de periodistas dibujada por Aidans, se presenta ?Alerta en Borneo?, sobre la guerrilla en la zona.

En 1974 se presenta una interesante historia sobre la revolución mexicana, ?El rehén?, sin indicación de autor, pero puede ser chilena.

En 1975 se presenta a Bernard Prince en ?Guerrilla para un fantasma? y Bruno Brazil y su ?Comando Caimán?.

La nacionalización e ideologización de la historieta.

La elección de Salvador Allende y la extrema ideologización del país llego incluso a las historietas, con el famoso libro ?Para leer al Pato Donald? de Ariel Dorfmann y Armand Matelart. Así, la gran Editorial Zig Zag es expropiada y transformada en Editorial Quimantú, cambiando el contenido de las historietas en un proceso que no siempre dio buenos resultados

El esquema de Editorial Quimantú, nuevo ente estatal, transforma el trabajo individual mantenido por Zig Zag, en colectivo, con discusión de los temas en asambleas y la decisión política de las revistas y el contenido a publicar, nacionalizando la producción y contenido. Un buen ejemplo se vio en la revista ?Guerra?, que tras un tiempo de mantener el esquema indicado anteriormente, con la traducción del material ingles o norteamericano de la Marvel, pero que se transforma casi totalmente al empezar a elaborarse material chileno. Existía incluso un responsable de contenido.

La nueva historieta se interesa por la acción popular, no del individuo, privilegiando los ejemplos de lucha guerrillera o de conflictos fratricidas, especialmente Vietnam y la Guerra Civil Española. Lo hace esencialmente a través de la serie ?Corresponsales de Guerra?, que presenta a u periodista español, Alvaro Lorca y un fotógrafo chileno, Roberto Ferrar, en la guerra de Vietnam, tema plenamente vigente en esos años. Los recuerdos del periodista español lo llevan a la Guerra Civil Española y a su época de maquí en la Francia ocupada, mezclada con sus vivencias del momento y los relatos de participantes en la contienda, de hondo dramatismo y clara intencionalidad política, apoyando la lucha del Vietcong con los americanos, lo que se mantuvo hasta el cierre de la revista.

Lo anterior no evitaba que Maximo Carvajal olvidara la Segunda Guerra Mundial, en episodios como ?Kamikaze en el N° 188 de septiembre de 1973, en el que se anunciaba un especial de fiestas patrias. Este, aparentemente, fue el último número.

Los creadores de la serie ?Corresponsales de Guerra? fueron el guionista Juan Bley y los dibujantes Manuel Tapia, Jefe de la sección historietas, Máximo Carvajal coordinador y dibujante, Ernesto López, Enrique Calvo, Hernan Escobar, Guillermo Varas y Bernardo Aravena, que dibujaba también las portadas, lo mismo que Hernán Escobar. Figuran también en los créditos, como argumentista o guionista, Juvenal Niño y Adrián Roca.

Complementaban la revista dos series:

La serie ?C.O.N.U.?, sigla que identificaba el Comando Operacional Naval Unido, que mostraba las historias de una lancha torpedear chilena en el sur, con salvajes, espionaje, caza de contrabandistas y ayuda a la comunidad. Guiones de Juan Bley y dibujos de Guillermo Varas y de Julio Berrios.

?GAE 13, Grupo Aéreo Estratégico N° 13?, en la que un equipo aéreo secreto de la Fuerza Aérea Chilena lucha contra una organización secreta llamada ?El Triángulo Negro?, que pretendía la dominación del continente desde un fabuloso submarino portaaviones. También existen aventuras que los llevan a luchar contra nazis que pretenden restablecer dicha doctrina, tema favorito y recurrente del dibujante y guionista de la serie, Máximo Carvajal, que la había ocupado en muchos casos en otras revistas, generalmente de ciencia-ficción, sobre viajes en el tiempo. El guionista oficial era Juan Bley.

Fuera de este ámbito, en septiembre de 1971, se presenta la revista ?Comando? por Publicaciones F.A. (Francisco Alomar), impresa en Lito Amenabar, revista mensual, con formato 26×18 centímetros, 32 paginas, color hoja por medio. Las aventuras son unitarias, de los aliados en la Segunda Guerra Mundial. Probablemente el material utilizado en sus tres números es ingles.

Historietas posteriores al Golpe de Estado de 1973:

Terminado el periodo de la Unidad Popular, con el golpe de estado del 11 de septiembre de 1973, la Editorial Quimantú cambia de nombre a Editorial Gabriela Mistral, manteniendo sólo algunas de las revistas existentes, fundamentalmente del oeste y selva. Así, en ?Jungla? una serie complementaria llamada ?La Legión Blanca? ambienta la vida de uniformados y científicos en la Antártida. Luego de un realismo inicial se pasaría a temas de corte fantástico. Dibujos de Lincoln Fuentes y otros.

Curiosamente, en una revista de aventuras y ficción, como lo fue ?El hijo de la Montaña?, de Editorial Gabriela Mistral, se complementa la serie principal con historias unitarias realzando temas patrios, mostrando a soldados o carabineros en labores de la vida nacional. Destacan ?La recompensa?, con dibujos de Ernesto López y un episodio histórico, ?La cantimplora? de Guillermo Varas, Guivar.

Pisel – Dilapsa publicita una revista llamada ?Trinchera?, pero no existe constancia de que haya salido. Lo que sí aparece en la revista ?Adan y Eva? de dicha editorial es una historia de la caballería, serie histórica – documental.

La Editorial Publisa publica revistas como ?Winchester? y ?Rayo Rojo? en las que ocasionalmente hay historietas bélicas. En esta última destacamos la serie ?Cuadernos de un soldado?, guión Leonardo S. y dibujos Oscar Segura.

La Editorial Gabriela Mistral, en 1978, publica la adaptación de la película de moda ?La Guerra de las Galaxias?, en 4 revistas de formato tabloide, muy difíciles de ubicar en la actualidad, que solo incluimos por el nombre.

En ?Remolino?, revista educativa de Las Últimas Noticias, N° 30 y 31, se presenta una serie de As Solar, el nombre con que es conocido en castellano Buzz Sawyer del norteamericano Roy Crane, ambientada en los años de la Guerra Fría.

De la mano de la televisión, como Héroes de TV, se presenta un muy especial grupo de soldados ?G. I. Joe?, de Ediciones Publigrama Ltda, en convenio con Marvel Cómic Group. Revista quincenal, a color, 32 paginas, en formato 25×18 centímetros, narra las luchas de un grupo de comandos especializado en lucha de guerrilas contra la siniestra organización de Cobra, que pretende controlar el gobierno. Existe una interesante referencia a Vietnam en las historias, aún cuando fue considerada muy violenta y con tintes fascistas.

Es 1988 el gran año de las historietas, aparecen las revistas ?Acido?, ?Trauko?, ?Bandido?, ?Matucana? y otras, la mayoría estilo fanzines.

La ya mítica ?Trauko?, es editada por Fantasía Trauko Limitada desde abril de 1988, en blanco y negro y algunas paginas a color, mensual con irregularidad, de 26 x 20 centímetros y 60 a 64 paginas. Es netamente una revista de aventuras para adultos. De guerra existen episodios unitarios de Al Paucard y Denis Sire sobre Vietnam llamado ?Sgto Don?t be cruel?, en el N° 5 y el especial Guerra N° 34, en que destaca ?Ernie Pike?, la famosa serie de Hugo Pratt y Héctor Germán Oesterheld. Destacan entre los chilenos el dibujante Caro, en ?La Patrulla?, por la violencia de sus imágenes.

A fines de 1988 aparece tímidamente ?Bandido?, la revista de la aventura y el humor, de Editorial Corvo, de propiedad de Javier Ferreras, luego Visual Ediciones. La revista es en blanco y negro, con 40 a 50 paginas, en formato más o menos tradicional, que los inicios de los noventa, julio de 1990, N° 17, se transforma a formato 29 x 21 centímetros. Su periodicidad pretendió ser mensual, durando hasta principios de 1993, en 34 números. Habitualmente se presentaban varias historietas de todo tipo, chilenas y extranjeras.

Existen algunos unitarios destacables como: ?En todos los frentes?, de Udok, de guerra ficción en el N° 10, ?Ruleta Rusa? sobre un especial duelo aéreo durante la guerra fría, por el dúo Al Paucard y Denis Sire en el N° 14; ?Vietnam? y ?Operación Desierto?, sobre la guerra del Golfo, ambas magníficas historia por Rodrigo Barraza, en los N° 18 y 22. No podemos dejar de mencionar a Luis Castillo y su ?En algún lugar de Muroroa? que muestra una especial visión de la bomba atómica, en el N° 31. También están Roback, dibujante especializado en ciencia-ficción y guerra, Roberto Alfaro con unitarios como ?Sobreviviente? y Martín Cáceres con una serie de guerra en el futuro llamada ?Comando de Caza?.

A fines de la década del 80, en 1989, la Editorial Condel S.A. lanza en blanco y negro y con 64 paginas una gran revista de historietas de ciencia-ficción: ?Alacrán?. Su material era preferentemente ingles y español, pero también colaboran autores chilenos. Destacan ?Nam, 1967?, de Kem Maklin y ?La vida de un soldado? con guión de Milani y dibujos de Sergio Toppi, sobre la guerra de trincheras.

De los chilenos, el infaltable Máximo Carvajal, como siempre con historias del espacio ? tiempo, en que se mezcla la Segunda Guerra Mundial; Gonzalo Rubio y ?El misterio del teniente Adams?; Roback con ?Kamikaze? y Luis Castillo con ?Una pieza valiosa?, en la que se destaca el esfuerzo bélico, en una gran obra de ciencia-ficción.

En la década del 90 no conocemos otros revistas que traten el tema, que al parecer no es considerado comercial.

Mauricio García Castro

Abril de 2003.

Bibliografía fundamental:

Las revistas consultadas y reseñadas.

?Publicaciones infantiles y revistas de historietas en Chile: 1895-1973?, de Manuel Alcides Jofre, Ceneca, 1986.

?La guerra que yo leí?, artículo de Martín Cáceres R. en Ergocomics.

Aquí fueron publicadas algunas historias del "Sargento Fury y sus rugientes comandos" de Marvel, dibujada por Jack Kirby.

La revista toca temas nacionales, portada de Hernán Escobar.

Primera página de un capítulo de "GAE 13" dibujada por Máximo Carvajal.

Aquí la portada toca el tema de la Guerra de Vietnam.

Página inicial de un capítulo de C.O.N.U. (Comando Operacional Naval Unido) ambientada en Chile con guión de Juan Bley y dibujo de Guillermo Varas.

Portada de GAE 13 (Grupo Aereo Estrategico Nº13) ambientada en Chile. Dibujo de Max Carvajal.

El título, en esa época, de Marvel en su edición chilena.

468 ad

Leave a Reply